fbpx

Tienda LAUS

PROMOCIÓN: Llévate el gift pack de verano comprando 1 caja de LAUS Rosado

Primavera, tiempo de vida: el lloro y la brotación en el viñedo

En general, la primavera es sinónimo de vida. En el Somontano, es durante los meses de abril y mayo cuando comienza un ciclo vegetativo. Y el ‘lloro’ de la vid es la muestra de que ese ciclo está comenzando, el despertar del viñedo tras el letargo invernal. Al lloro le seguirán la brotación y la floración, coincidiendo con el proceso de crecimiento, antes de comenzar la maduración en verano. Así, a la cepa le quedan meses de importante trabajo de renovación interior llevado a cabo por sus propias raíces y un gran esfuerzo por dar nueva vida. Meses en los nuestro equipo de Viticultura trabaja la tierra para favorecer una óptima reactivación de la vida desde el suelo, la tierra, el origen de todo.

¿Qué es el ‘lloro’ de la vid?

Tras el letargo invernal, el ‘lloro’ es la primera manifestación externa visible de las cepas. El ‘lloro’ de la vid nos indica que, tras el reposo de la planta durante los fríos meses de invierno, comienza un nuevo ciclo vegetativo en la planta, que nace desde la raíz. Es decir, se inicia la entrada en actividad del sistema radicular de la planta, debido a la elevación de la temperatura del suelo. Esta absorbe la humedad de la tierra y hace reactivar la savia por tallo y brazos, hasta recubrir los cortes de la poda, que se realiza unos meses antes. De esta manera, la cepa realiza la absorción de agua y elementos minerales del suelo y moviliza sus reservas. Literalmente, la planta comienza a llorar. Y es posible ver las gotas caer en forma de lágrimas desde sus ramas.

La brotación dependerá del clima y de cada variedad

Tras el lloro, empiezan a surgir las yemas, que se irán hinchando y alargando, hasta convertirse en un nuevo brote. Más adelante, aparecerán sobre los desnudos sarmientos, es decir, las primeras hojas rudimentarias, que se irán abriendo progresivamente hasta aparecer los primeros pámpanos.

En este sentido, el inicio de la nueva vida, de la brotación, se puede producir antes o después, en función del calor que haya hecho a finales del invierno y principios de la primavera. Además, hay otros factores que pueden influir en esta fase del proceso como es la composición del suelo, su profundidad, su contenido en humedad y su textura. Normalmente, la brotación en el Somontano comienza con el inicio de la primavera y se prolonga durante todo el mes de abril.

No obstante, estos tiempos variarán también en función de los distintos tipos de uva. Por ejemplo, en nuestros viñedos, la primera variedad en brotar es la chardonnay. Sin embargo, el resto de las variedades, cabernet-sauvignon, merlot, garnacha y syrah, no entran en fase de brotación hasta finales de marzo o principios de abril, en función de cómo se haya desarrollado la climatología cada año.

En LAUS llevamos un control muy meticuloso y metódico para poder garantizar que los Aromas del Somontano vuelvan a sorprender a los paladares más exquisitos. Si quieres conocer la nueva vida de nuestros viñedos, ven a visitarnos y descubre el comienzo de los Aromas del Somontano. ¡Los viñedos LAUS regresan con más fuerza que nunca!

Publicado el 13 Abr 2022
0
    0
    Carrito
    Tu carrito está vacíoVolver a la tienda

    Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies pinchando aquí
    Aceptar cookies